cuidado del cabello

El cuidado del cabello delicado y extra fino

A este tipo de pelo, todo le afecta de forma negativa, por lo que para poder responder a las agresiones constantes, los cabellos finos y frágiles requieren cuidados de forma permanente.

cuidado-cabelloEl aire caliente del secador, completamente deshidratados, mates y con las puntas abiertas. Hay que estar siempre pendiente de sus múltiples necesidades.
Esto les sucede por su escaso poder de respuesta ante los agentes externos, debido a su estructura (su diámetro es un 20% más pequeño que el de un cabello normal), que no actúa como escudo protector y necesita, por tanto, productos específicos que la aíslen formando sobre ella una película que, además, le otorgue más grosor.
Entre las últimas técnicas de peluquería están las destinadas a ahuecar las raíces para que el pelo se levante del cuero cabelludo y aparente más volumen. Sin embargo, este sistema es un tanto agresivo y dura sólo unas cuantas semanas, teniendo que repetirse, algo completamente contraproducente en este tipo de cabello porque no aguanta bien las técnicas mecánicas de peluquería, ni siquiera, a veces, la coloración (son preferibles los tintes con henna).
Ante esta perspectiva, conviene decantarse por el uso habitual de una serie de productos que, desde el lavado hasta el peinado, les otorguen volumen y fuerza.

Lavado y secado

Los cabellos largos y finos es conveniente peinarlos en varias direcciones de modo que queden completamente desenredados y sin nudos.
Como son tan frágiles, no hay que verter el champú directamente sobre ellos, sino en la palma de la mano, para hacer una emulsión antes de llevarlo al cabello. El aclarado ha de ser minucioso para asegurarse de que no quedan residuos.
Conviene secarlos antes de seguir cualquier otro tratamiento posterior. Nada de frotar el pelo de forma agresiva, hay que eliminar la humedad presionándola con las palmas de las manos.

Suavizante y acondicionador
Facilitan el peinado y actúan como protectores frente a la humedad, el sol, el viento, el aire acondicionado y la calefacción.
Su uso formar parte del lavado habitual. Previenen la aparición de las puntas resecas y abiertas. No hay que excederse con estos productos si se quiere evitar un efecto rebote negativo.
Una cantidad del tamaño de una nuez si son cortos y el doble si son largos. El truco está en repartir el producto homogéneamente y después, enjuagar el pelo asegurándose que no queden restos.

Mascarilla
Este producto debe administrarse de forma periódica y como tratamiento de choque en las épocas en las que el cabello está seriamente castigado.
La mascarilla se encarga de reconstruir la parte exterior, la cutícula y la capa hidrolipídica, que son las más perjudicadas. Ayuda a que el pelo refuerce sus defensas naturales y a que recupere la fibra y la densidad, dándole más cuerpo y volumen.
Se debe aplicar después de haber eliminado la humedad del cabello con una toalla. Hay que usar la dosis justa y esperar de 5 a 15 minutos, dependiendo de cada producto, hasta hacerla desaparecer por completo con abundante agua.

Espumas, geles y aguas de peinado
También se conocen como protectores del calor del secador o de las planchas de peinado, armas muy agresivas para este tipo de cabellos.
Estos productos, destinados a dar estilo al peinado, resultan eficaces para aportar consistencia y vigor al cabello fino.

El cabello a los 50: todo lo que debe saber para parecer mas joven
Una de las industrias que mas invirtió en investigación el ultimo año es la de los productos para el pelo. Respuestas efectivas y otras no tanto han surgido de ese trabajo

El cuidado del cabello en los mayores de 60 años
A partir de los 60 años, las canas comienzan a teñir más de lo deseado el cabello, que se afina y/o comienza a caer. En esta nota, una descripción de todas las posibilidades con las que se cuenta hoy en día para solucionar estos problemas

Para el cabello seco.

Mezcle la mitad de un aguacate maduro, 1 cucharada de mayonesa, un huevo, y dos cucharadas de aceite de sándalo o jojoba en la licuadora.
Aplique la mezcla en su cabello por unos 20 minutos y luego lave el cabello con shampoo y acondicionador.
Si desea más brillo, combine 10 onzas de cerveza con ¼ de taza de vinagre de cidra y aplique al cabello antes de acondicionarlo.

Para el cabello graso

Hervir en dos litros de agua las cáscaras de de dos naranjas
Dos toronjas y dos limones cortadas en trocitos durante 5 minutos dejarlo reposar por 3 horas ya trascurrido ese tiempo
Colar la infusión añadir 10 cucharas de jabón neutro calentar todo a fuego lento hasta que este diluido agregar 3 cucharadas de jugo de naranja 3 de jugo de toronja 3 de jugo de limón
Mezclando todo perfectamente dejarlo enfriar y guardarlo
No olvidar ponerle la fecha después de 2 días comenzar A utilizar la mezcla como champú y se notaran los cambios En el cabello

Para la piel seca

Mezclar el jugo de una naranja grande con un plátano Maduro con chorro de miel de abeja procurar que la mascarilla No quede liquida para que no se escurra colocarla en el rostro Durante 20 minutos enjuagar con bastante agua tibia poco a poco la piel quedara humectada suave

 Para dar brillo al cabello 

Humedecer el pelo y hacer un baso de jugo de naranjas
Y aplicarlo sobre elpelo mojado dos veces por semana
Después de 5 minutos enjuagar y dejarlo secar de forma Natural

Loción astringente  

Diluir medio vaso de jugo de naranja con medio vaso de agua
Natural aplicarlo sobre la piel del rostro con un algodón
La naranja ayudara a cerrar los poros se puede aplicar diariamente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.